Causas de la eyaculación precoz
15379
page-template-default,page,page-id-15379,theme-bridge,bridge-core-1.0.4,woocommerce-no-js,ajax_fade,page_not_loaded,,vertical_menu_enabled,qode-title-hidden,paspartu_enabled,paspartu_on_top_fixed,paspartu_on_bottom_fixed,vertical_menu_inside_paspartu,columns-4,qode-theme-ver-18.0.9,qode-theme-bridge,disabled_footer_top,wpb-js-composer js-comp-ver-5.7,vc_responsive

CAUSAS DE LA EYACULACIÓN PRECOZ

La pérdida del control durante el coito puede estar provocada por diferentes causas.

En la actualidad se considera que un 90% de los casos de eyaculación precoz se debe a factores psicológicos o ambientales, de modo que solo el 10% tiene su origen en problemas anatómicos o fisiológicos.

CAUSAS EMOCIONALES:

  • Estrés
  • Depresión
  • Ansiedad ante el coito
  • Preocupación por la eyaculación precoz
  • Sentimientos de culpa que aumentan tu tendencia a apresurarte durante los encuentros sexuales
  • Miedo a un posible embarazo
  • Represión, inhibición sexual

CAUSAS ANATÓMICAS O FISIOLÓGICAS

  • Disfunción eréctil. Podrías tener un mayor riesgo de experimentar eyaculación precoz si de vez en cuando, o regularmente, tienes              problemas para lograr o mantener una erección. El temor a perder la erección podría hacer que te apresures, ya sea de manera consciente o inconsciente, durante los encuentros sexuales.
  • Infecciones urogenitales de la uretra posterior y de la próstata
  • Alteraciones de tipo neurológico
  • Alteraciones vasculares
  • Fármacos (antidepresivos, antihipertensivos, estimulantes y antigripales que contienen presudoefedrina)
  • Desequilibrios hormonales
  • Hipersensibilidad del glande